Jane Percy, una duquesa inglesa, quiso crear un jardín donde todas las plantas que creciesen allí fuesen capaces de matar. Su intención era educar a los jóvenes acerca de los riesgos y consecuencias de estas especies, explotando la imaginación con historias reales sobre cada uno de los 100 tipos de flora sembradas en este jardín.

Este espacio es conocido como the poison garden (el jardín venenoso), y forma parte del hermoso jardín de Alnwick en Inglaterra.

Alnwick puntos del jardín

En la imagen superior podemos ver los puntos principales del jardín de Alnwick. La flecha roja señala una pequeña fila de curiosos turistas esperando sus turnos para ingresar al jardín protegido por un portón donde se lee «estas plantas pueden matarte».

jardín venenoso de Alnwick

Todo empezó en 1995, cuando Jane Percy se volvió la duquesa de Northumberland y heredó el jardín. Ella se empezó a esmerar por tener un lugar diferente a los demás.

«Si estás construyendo algo, especialmente un atractivo turístico, necesitas hacer algo único y especial», dijo Jane a smithsonian.com

jane percy

«Una de las cosas que odio de estos tiempos es la estandarización de todo. Pensé, hagamos algo diferente.», añadió.

Inicialmente el jardín consistiría de plantas que curaban todo tipo de dolencias, pero un viaje a Italia hizo que ella reconsidere el tema de su floresta. Allí, ella visitó algunos lugares que le dieron la idea exhibir plantas con todo el efecto contrario a curar personas.

Este espacio del jardín se ha vuelto muy popular para los visitantes que, desde el 2004, suman un total de 800 mil visitas cada año. Hay varios reportes y videos sobre este espacio en internet. Los tickets están a la venta en la página web oficial del jardín Alnwick en alnwickgarden.com.

Muchas de sus plantas son tan famosas como letales.

Atropa Belladona es una hierba mora mortífera, nativa del Reino Unido. Sus plantas producen una especie de baya negra, y solo 4 de esas bayas serían letales para la vida humana, dice Trevor Jones, jardinero principal en Alnwick.

atropa bella-donna

Una planta muy popular es la Mandragora gracias a las películas de Harry Potter. Históricamente se solía pensar que sus raíces eran la de un pequeño hombre porque se parecen a la de los brazos y piernas de un humano. La gente creía que eran demonios bajo la planta e incluso algunos afirmaban que ésta gritaba cuando era arrancada.

mandragora

A pesar de las advertencias de los guías y jardineros, algunos turistas toman a escondidas pequeñas muestras de plantas, para luego reportar fuertes efectos como vómitos y desmayos.

Dejamos a continuación un pequeño paseo del youtuber Tom Scott por el jardín venenoso (subtítulos en español).

Crédito de imágenes: